<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=504381226667916&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Precauciones a tomar al hacer un trabajo de chapa y pintura

Por Ruta 401

Los trabajos de chapa y pintura son una de las tareas más comunes a las que se enfrentan los profesionales de los talleres mecánicos.

Se trata de un trabajo en el que se utilizan ciertas herramientas y productos que requieren tomar algunas precauciones. Sigue leyendo si quieres saber cuáles son.

chapa_y_pintura

Riesgos en el trabajo de chapa y pintura

Por un lado, a la hora de realizar este tipo de trabajo existe un riesgo de sufrir cortes al trabajar las piezas o quemaduras con el soplete.

También se puede ver afectado nuestro sistema respiratorio, debido a la inhalación de gases o partículas durante la fase de lijado o aplicación de pintura.

A su vez, también es un trabajo que podría dañar nuestros oídos ya que durante alguno de los procesos el ruido es muy alto.

Por otro lado, también existe riesgo de ataques a la piel, por culpa de la acción de los disolventes o al mezclar los productos para la fase de pintura.

¿Qué equipamiento es obligatorio para realizar un trabajo de chapa y pintura?

En primer lugar, nos referimos a toda aquella vestimenta necesaria para garantizar nuestra seguridad e integridad física durante todo el proceso.

  • Auriculares para protección auditiva. Deben estar preparados para aislar de ruidos entre 65 y 85 decibelios.
  • Mascarilla FFP3 con carbón activo (para protegerse de los gases en la fase de soldadura).
  • Mascarilla FFP2 para usar justo antes de la fase de pintura, en la parte del lijado.
  • Mascarilla FFA2 para gases de la pintura.
  • Gafas especiales para la fase de soldadura y partículas de metal.
  • Gafas para la fase de pintura, para evitar salpicaduras y los efectos de los gases durante su aplicación.
  • Traje ignífugo para la fase de soldadura (para protegerse contra las chispas).
  • Traje para la fase de pintura, ligeros, impermeables finos y resistentes, como los monos de Tyvek. Importante que no suelten hilos, pelusas u otras partículas.
  • Guantes: serán distintos según la fase del proceso. Por ejemplo, se recomienda usarlos de tela con protecciones para los trabajos de chapa y de látex para aplicar la pintura.
  • Zapatos: deben tener protecciones en la puntera y estar preparados para soportar electricidad estática.

¿Qué otras precauciones se deben tomar?

Existen algunas otras precauciones que debemos tener con las herramientas o el lugar de trabajo.

Un taller de chapa y pintura debe estar dividido en tres zonas principales: una primera zona destinada a la preparación de las mezclas. Una segunda zona donde se realizan las operaciones de chapa y pintura propiamente dichas. Y por último, una tercera área dónde se realizan otras tareas como imprimaciones o aplicación de barniz.

Además, también es importante que el taller posea unas instalaciones completas, con elevadores que permitan trabajar más fácilmente en el vehículo y una correcta ventilación que evite la acumulación de gases.

 

Guía Seguridad en el taller 

Categorias: Aplicaciones