Innovaciones tecnológicas: el sistema de aparcamiento asistido

Por Ruta 401

El momento de aparcar es uno de los que más se le atraganta a muchos conductores. Sin embargo, las evoluciones tecnológicas de los vehículos parece que pronto les van a permitir respirar tranquilos. Los asistentes de aparcamiento ya son toda una realidad que está en el mercado y que parece el preludio de evoluciones aún más profundas, camino de la conducción autónoma.

innovaciones-tecnologicas-asistencia-aparcamiento.jpg

Tecnología al servicio de la maniobra de aparcar

Los primeros asistentes de aparcamiento eran sistemas pasivos, basados en señales distintivas que se colocaban en la parte trasera de los vehículos, como una especie de referencia visual para el conductor.

Pero ya desde hace años los fabricantes de la industria automotriz apuestan cada vez más fuerte por los sistemas electrónicos capaces de brindar una ayuda extra. Algunos avances en este sentido son las cámaras en tiempo real en lugar de retrovisores (como las que incorpora el BMW X5) o el conocido como Optical Parking System, un sistema que no sólo detecta la presencia de un obstáculo delante o detrás del vehículo sino también su posición dentro del campo de detección.

En este caso se tratan de asistentes de aparcamiento activos ya que solo se activan cuando es necesario avisar al conductor de la presencia de un obstáculo. Sin embargo, la evolución tecnológica no se detiene ahí. A partir del año 2008 algunos modelos apuestan por los sistemas de autoaparcamiento.

Sistemas de autoaparcamiento asistido

Con los sistemas anteriores sigue siendo el propio conductor quien se encarga de maniobrar la dirección al aparcar. Es decir, que estos sistemas sólo asisten al conductor analizando el entorno por el que circula el vehículo. Sin embargo, el sistema de autoaparcamiento asistido no es capaz únicamente de registrar este entorno, sino también de realizar las maniobras oportunas para aparcar incluso marcha atrás. Cabe destacar que el conductor puede cancelar el asistente de aparcamiento cuando lo desee y regresar a la modalidad “manual”.

A grandes rasgos, los componentes que necesita un vehículo para poder incorporar este asistente son:

  • Dirección asistida electromecánica
  • Sistema de frenos con ABS y ESP
  • Sensores de aparcamiento
  • Sensores específicos exteriores de contorno
  • Unidad de control
  • Mando de intermitentes
  • Pulsador para activar el sistema
  • Sensores de régimen de revoluciones
  • Zumbador de aviso

¿La evolución definitiva hacia la conducción autónoma?

Estas innovaciones tecnológicas establecen la base de lo que está a punto de venir y que ya está en proceso de prueba en algunas marcas: la conducción auto pilotada o autónomaAudi, por ejemplo, lleva 15 años trabajando en este sistema y ha incluido ya la automatización parcial en sus modelos más recientes. Otros modelos, como el Mercedes Clase E, incorporan un piloto automático que es capaz de conducir el vehículo de forma autónoma y mantener la distancia de seguridad con el vehículo precedente a una velocidad de 210 km/h. En Estados Unidos, hace tiempo que Tesla e incluso empresas que poco tienen que ver con la automoción, como Google, profundizan en este campo.

¿Tú qué opinas? ¿Crees que es viable la conducción totalmente autónoma o crees que estos sistemas deben limitarse a ayudas concretas, como el asistente de aparcamiento?

tutoriales-centro-de-recursos

Categorias: Innovación