<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=504381226667916&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Cómo quitar las manchas de la pintura del coche

Por Ruta 401

La pintura que embellece la carrocería de los coches es uno de los bienes más apreciados por los usuarios. Cualquier agresión o mancha que aparezca en ella supone un pequeño sobresalto para cualquier persona, especialmente cuando el vehículo es nuevo o el propietario es un fanático de la automoción. Por ello, conocer las formas de quitar las manchas de la pintura del coche puede ahorrar disgustos y evitar daños permanentes que mermen su vistosidad.


quitar manchas pintura coche

¿Cómo quitar las manchas de la pintura del coche?

Para quitar las manchas de la pintura del coche es necesario determinar con exactitud la tipología de la mancha, para aplicar el método de eliminación más efectivo. A continuación se muestran los tipos de manchas más comunes y la manera de limpiarlas.

Roces superficiales

Los roces superficiales en la pintura del coche, producidos por otras superficies, son una de las manchas más comunes que pueden aparecer sobre la carrocería del vehículo. Se muestran en forma de rastros de color que son fácilmente subsanables, siempre y cuando no existan rayones o faltas de material. Para limpiarlos se puede proceder de estas dos formas:

  • Humedecer un paño de microfibra, como TEROSON ET 195, con un desengrasante como TEROSON VR 20 (nunca utilizar un disolvente de limpieza, ya que es demasiado agresivo) y, a continuación, frotar suavemente la superficie hasta que rastro o mancha superficial desaparezca. Si la mancha persiste, es posible incidir con algo más de presión, sin excederse, o pasar a la segunda opción de eliminación.
  • Efectuar un proceso de pulido escalonado en el que la mancha se elimina a través de un pulimento de corte rápido, como TEROSON WX 157 HP HEAVY CUT, y posteriormente se abrillanta la zona con un abrillantador como TEROSON WX 178 HP. Para optimizar el proceso de pulido, se pueden utilizar pulimentos y abrillantadores de última generación como los mencionados en este artículo.

Excrementos de pájaro

Los excrementos de pájaro son otra de las manchas más comunes que se pueden encontrar sobre la pintura del coche. También son una de las más odiadas por los propietarios, puesto que, además del nefasto aspecto visual que generan, provocan marcas irreversibles si no se eliminan a tiempo. Esto se debe a que dichos excrementos contienen ácidos que atacan químicamente a la pintura.

Para evitar el problema, es recomendable llevar en el coche una botella de agua y un paño de microfibra para poder quitar la mancha de la pintura del coche en el mismo momento en que se detecte. La eliminación se efectúa de la siguiente forma:

  • Si el excremento no está demasiado seco, basta con echar un poco de agua por encima, dejar que se reblandezca durante unos segundos y, a continuación, pasar el trapo húmedo.
  • Si, por el contrario, la deposición está muy seca y lleva tiempo sobre la pintura, es necesario mojarla para que se ablande. Para ello, aplicar espuma limpiadora, como TEROSON VR 105, o colocar un paño húmedo sobre ella y esperar unos minutos antes de frotar la superficie.

Mosquitos e insectos

Determinados territorios y zonas tienen una presencia elevada de mosquitos e insectos que, al impactar sobre el coche y las lunas cuando se circula a cierta velocidad, quedan totalmente aplastados contra la superficie. En algunos casos, estos también pueden generar daños sobre la pintura, lo que obliga a utilizar otros métodos de reparación si se pretende dejar la superficie perfecta.

Una vez los restos del insecto se secan, quedan fuertemente pegados, lo que dificulta bastante su eliminación si no se utilizan productos específicos. Estos productos deben ser lo más concentrados posible para facilitar el trabajo de limpieza. Algunos de los métodos para limpiar este tipo de manchas de la pintura del coche son los siguientes, teniendo en cuenta que siempre es recomendable realizar un lavado previo con jabón detergente y agua caliente:

  • Pulverizar la superficie con un limpiador específico para mosquitos, dejar actuar el tiempo establecido por el fabricante y frotar suavemente con una esponja, trapo o guante que sea de microfibra y/o incluya algún tipo de estructura textil más rugosa que facilite la limpieza. Repetir el proceso tantas veces como sea necesario.
  • Tras el prelavado, frotar la superficie afectada con los útiles y productos disponibles en los boxes de lavado a presión. A continuación, lavar la zona con agua caliente y pistola a presión. Si quedan restos, repetir el proceso o aplicar el método anterior.
  • Un remedio más casero es frotar la superficie con toallitas limpiadoras para bebé.
  • Para los restos de insectos que no desaparecen, seguir estos métodos:
    • En cristales y lunas, ayudarse de una rasqueta.
    • Efectuar un proceso de pulido y abrillantado para los restos más incrustados.

Alquitrán

En las zonas bajas del vehículo y las llantas suelen aparecer proyecciones de alquitrán procedente del pavimento. Para quitar estas manchas de la pintura del coche de forma rápida, se puede utilizar uno de estos métodos:

  • Impregnar un paño de microfibra con un desengrasante profesional, como TEROSON VR 20, y frotar la superficie con cuidado hasta que haya desaparecido la mancha.
  • Aplicar gel antimanchas sobre papel de manos y frotar la superficie hasta que el alquitrán no se aprecie.
  • Para manchas más difíciles de eliminar es conveniente realizar ciclos repetitivos de limpieza con limpiadores desengrasantes concentrados, como LOCTITE SF 7840, con la precaución de respetar la proporción de mezcla (en el caso del ejemplo 1 parte de desengrasante por 20 de agua) para evitar que dañe la pintura.

Como recomendación final, se puede pulir y abrillantar la zona en aquellos casos en los que la pintura haya perdido brillo.

Restos de barro

La presencia de barro en alguna parte de la carrocería puede dañar la superficie con el paso del tiempo, especialmente en las zonas bajas de la misma o en los neumáticos. Por ello, es importante eliminar estas manchas cuanto antes. Para hacerlo basta con realizar un lavado normal, a poder ser en box de limpieza con pistola a presión, ya que de esta forma es más sencillo limpiar correctamente zonas como los bajos y pases de rueda.

Marcas de agua

La presencia de cal en el agua hace que, tras el secado, puedan quedar cercos sobre la pintura, haciendo que esta no destaque como debería. En algunos casos, estas marcas pueden incluso dañarla, por lo que es recomendable limpiar el vehículo en lavaderos profesionales donde se utilice agua osmotizada. Sin embargo, si se quiere limpiar el coche en casa y no se dispone de osmosis, es necesario secarlo manualmente empleando paños de microfibra o trapos específicamente diseñados para el secado. En este enlace se puede ver información detallada sobre la eliminación de estas manchas.

Otro tipo de manchas

Sobre la pintura también pueden aparecer otros tipos de manchas como pulverizaciones, pintadas, proyecciones de productos de construcción, manchas sobre plásticos, etc. Para cada uno de estos casos suelen existir productos específicos de eliminación, así como remedios caseros más o menos efectivos. En cualquier caso, siempre es recomendable consultar al taller de confianza cómo solucionar el problema.

Conclusión

Sobre la pintura del coche pueden aparecer manchas muy variadas y con consecuencias muy diversas, por lo que es recomendable limpiarlas rápidamente para evitar males mayores utilizando el método más adecuado a cada situación.

Asimismo, después de quitar las manchas de la pintura del coche, es recomendable encerarla con un producto como TEROSON WX 180 POLISH, ya que con ello se crea una fina capa de protección que facilita las posteriores limpiezas. Por último, si la pintura presenta marcas irreversibles o algún tipo de daño, el problema se puede solucionar aplicando uno de los métodos correctivos mencionados en el artículo: “Cómo reparar la pintura de coche dañada”.

New Call-to-action

Categorias: Carrocería y parabrisas