<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=504381226667916&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Cómo quitar pegamento de la carrocería

Por Ruta 401

Algunos elementos auxiliares de la carrocería se fijan a esta mediante adhesivos, por lo que al retirarlos o desmontarlos suelen quedar restos de pegamento adheridos sobre la pintura. Quitar estos restos puede resultar un verdadero quebradero de cabeza, hasta el punto de que si no se hace convenientemente se puede dañar la pintura, sobre todo si han cristalizado al haber sido expuestos al sol. Por lo tanto, es muy práctico saber cómo quitar pegamento de la carrocería y conocer distintas técnicas para evitar complicaciones en la realización de determinados trabajos.

como quitar pegamento

Tipos de adhesivo empleados en el pegado de componentes auxiliares

Los adhesivos más utilizados para pegar elementos auxiliares de la carrocería, como anagramas o molduras, son las cintas de doble cara acrílicas. Además, algunos vehículos incorporan adhesivos de vinilo que, aunque no fijan ningún elemento auxiliar, sí actúan como elemento decorativo.

Por último, también es posible encontrar restos de pegamento sobre la carrocería tras haber efectuado distintos procesos de reparación en los que se ha utilizado algún tipo de adhesivo o sellador (sustitución de lunas, adhesión de paneles, etc.). 

 ¿Cómo quitar el pegamento de la carrocería?

Para saber cómo quitar pegamento de una carrocería, en primer lugar, es importante determinar el tipo de adhesivo que se quiere retirar, a fin de escoger el método que permita hacerlo de forma sencilla y eficaz. Los adhesivos vinílicos se retiran fácilmente con aporte de calor, mientras que otros pegamentos y adhesivos requieren el uso de productos especiales.

Hay que recordar que es fundamental eliminar cualquier resto de adhesivo que quede a la vista o dificulte el posterior montaje de un elemento pegado.

Algunas técnicas y trucos para quitar pegamento de la carrocería son estos:

  • Cuando se va a retirar un elemento pegado y en especial un adhesivo vinílico, el procedimiento más efectivo es calentar dicho componente o pegatina con una pistola de aire caliente para que el pegamento se reblandezca y pierda adhesión. En el caso de los vinilos líquidos, el aporte de calor no es fundamental para retirar la película adhesiva con facilidad. 
  • En ocasiones, para retirar un componente auxiliar pegado con cinta de doble cara acrílica, es necesario romper el adhesivo con alguna herramienta que tenga cierta capacidad de corte, como una espátula. Al realizar esta operación hay que tener mucho cuidado de no rayar la superficie, por lo que se recomienda utilizar espátulas de plástico y emplear una fuerza moderada y controlada.

pegamento.jpg

  • Para retirar un elemento pegado correctamente, es recomendable comenzar desde una de las esquinas y tirar siempre en la misma dirección. Para ello, es necesario realizar la tarea con paciencia, empleando una fuerza moderada y constante, y evitar dar tirones excesivos.

Tras haber eliminado el elemento pegado, es común que queden restos de adhesivo sobre la superficie. Estos se deben eliminar siempre que estén a la vista, en una pieza que se va a pintar o cuando puedan afectar al posterior montaje. Para saber cómo quitar este pegamento de la carrocería, se debe identificar a qué tipo de adhesivo pertenecen los restos. Dependiendo de este, se pueden utilizar los siguientes métodos:

  • Los restos de adhesivo vinílico se eliminan eficazmente con un limpiador desengrasante como TEROSON VR 20. Hay que evitar recurrir a soluciones como la acetona u otros disolventes agresivos como los de limpieza nitrocelulósicos, ya que podrían dañar la pintura o quitarle brillo a la superficie. En ocasiones, también se puede usar un trapo con alcohol como remedio para eliminar restos de pegamento. 
  • Por el contrario, cuando el adhesivo residual es de cinta de doble cara, cualquier tipo de desengrasante o disolvente resulta poco efectivo, por lo que hay que recurrir al uso de discos de goma o de caucho, conocidos en el taller como discos de vainilla o caramelo por el olor dulzón que desprenden al friccionar con la superficie. Estos discos no dañan la pintura, son muy eficaces y también sirven para eliminar adhesivos de vinilo.
  • Finalmente, para eliminar pequeños restos de adhesivo se puede recurrir a un lijado. Si la pieza va a ser repintada, se utilizan los mismos granos que se emplean normalmente para esta tarea. Sin embargo, cuando la pieza no se va a repintar es necesario efectuar un lijado fino y suave con una lija al agua de grano 2.000 - 4.000. Una vez eliminados los restos de adhesivo, es necesario efectuar un proceso de pulido para restituir el brillo original de la pintura.

Por último, para eliminar restos de adhesivos utilizados en reparación, se pueden aplicar estos métodos: 

  • Si se trata de un pegamento con base de cianoacrilato, espumas de poliuretano u otros adhesivos ya secos, es necesario aplicar productos especiales sobre la superficie. Estos productos pueden ser específicos para cada adhesivo o de uso general. De todos modos, si el residuo de cualquiera de estos adhesivos se detecta durante el proceso de aplicación y todavía no está seco, es posible limpiarlo rápidamente con un limpiador como TEROSON VR 20.
  • Cuando se trata de restos de adhesivo de baja adherencia aplicados sobre determinados sustratos o superficies (por ejemplo los poliuretanos de lunas sobre superficies no imprimadas), es aconsejable dejarlos secar y, posteriormente, retirarlos con una espátula de plástico.
  • Finalmente, para quitar los restos de pegamento o sellador presentes en algunas uniones selladas (uniones plegadas en paneles de puerta, costuras estructurales, etc.) y en ciertos componentes de la carrocería ensamblados mediante solapamiento (uniones entre los componentes de piel y los elementos estructurales de la carrocería), es necesario cepillar la superficie con una cepilladora o un disco de púas montado sobre alguna herramienta rotativa para dejarla completamente limpia y saneada. Por su lado, los cordones de sellador de lunas deben rasurarse con un formón.

Conclusión

El uso de adhesivos en el sector del automóvil es muy común, tanto para fijar piezas como para reparar o montar ciertos elementos auxiliares. El principal problema de los adhesivos es que pueden dejar residuos durante su aplicación o tras su extracción, por lo que saber cómo quitar pegamento de la carrocería, sea del tipo que sea, facilita el trabajo del profesional del taller y mejora la eficacia del proceso y los resultados obtenidos.

guia_sobre_la_preparacion_de_fondos_en_la_reparacion_de_carrocerias

Categorias: Curiosidades, Carrocería y parabrisas, Mecánica