<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=504381226667916&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Cómo mantener los niveles de aceite de la caja de cambios

Por Ruta 401

En la industria del automóvil existen tanto transmisiones manuales como automáticas. Estas últimas requieren de un mantenimiento específico para poder alcanzar un correcto funcionamiento, y uno de los elementos fundamentales es el aceite de transmisión, que en la industria se conoce como ATF o fluidos de transmisión automática en inglés.

aceite_caja_de_cambios.jpg

DESCARGAR GUÍA SOBRE PERFECCIONAR TAREAS EN EL TALLER

Evolución de las cajas de cambio automáticas

Las cajas de cambio automáticas han sufrido grandes avances durante estos últimos 20 años, haciendo que los vehículos sean más eficientes, reduciendo su consumo con cajas de cambio tipo DSG, facilitando su manejo y haciendo que la conducción de un coche automático sea más placentera.

Además, su fiabilidad ha aumentado, ya que las transmisiones automáticas pueden aguantar hasta 400.0000 kilómetros sin reparaciones, siempre y cuando se utilice el ATF adecuado y se realice su cambio con la frecuencia recomendada. De hecho, recomendamos que se informe a los propietarios de una caja de cambios automática que las transmisiones también necesitan un procedimiento de mantenimiento de aceite, ya que el estado del ATF empeora, arrastra partículas metálicas por la caja de cambios y se producen averías que generalmente suponen un elevado coste comparado con realizar el mantenimiento regularmente.

 

¿Qué características tiene un buen ATF?

Los encargados de determinar la calidad el aceite de la caja de cambios son una serie de requisitos como la capacidad de absorción de presión, el comportamiento de la viscosidad y temperatura o la estabilidad al envejecimiento, así como el hecho de que sean capaces de evitar la formación de espuma y que toleren los materiales de las juntas.

 

¿Cuál es la importancia del aceite de la caja de cambios?

Cuando se produce un problema por ATF en una caja de cambios automática se nota por un desgaste de las placas y discos, debido probablemente a un uso de lubricante de baja calidad o inadecuado por parte del profesional que realiza el mantenimiento.

 

Funciones principales del aceite de la caja de cambios

  • Proveer una correcta fricción para los materiales específicos en cada transmisión.
  • Transmitir hidráulicamente el par en el convertidor.
  • Circular rápidamente en frío.
  • Lubricar componentes de la caja de cambios.
  • Actuar como fluido en el circuito hidráulico de control y gestión del cambio.
  • Disipar el calor generado.

 

Requisitos que tiene que cumplir un buen ATF

  • No ser corrosivo con las piezas y los materiales.
  • Mantener estabilidad térmica.
  • Disponer de una buena detergencia para mantener las piezas libres de barniz.
  • Minimizar espuma y desgaste.
  • Poseer estabilidad contra la oxidación.
  • Tener un correcto coeficiente de fricción para responder a materiales específicos

 

¿Qué tipos de aceite de la caja de cambios existen?

  • ATF tipo A, utilizado durante el periodo comprendido entre los años 1949 y 1961, cuyas características de fricción son las correctas para las cajas de cambio de esa época con un índice de viscosidad muy bajo y una rápida oxidación.
  • ATF tipo F, utilizado por Ford hasta 1981 en ciertas cajas de cambio automáticas y en sistemas de equipo pesado con transmisiones hidrostáticas. Sus características de fricción son muy fuertes para la mayoría de las cajas.
  • Dexron II utilizado durante los años 1967-1991 para transmisiones de vehículos General Motors y otras marcas. Se considera obsoleto desde 1993.
  • Dexron III utilizado por la mayoría de las transmisiones automáticas y algunas manuales, posee mayor resistencia a la oxidación, formación de barniz y degradación que su antecesor.
  • Dexron III (H) introducido por GM en el año 2004 para transmisiones de 5 y 6 velocidades.
  • Mercon V, desarrollado por Ford para sus transmisiones automáticas desde el año 1995.
  • ATF Dexron VI, desarrollado por GM en conjunto con Petro Canada y Afton Chemical Corp, con el que garantizan el doble de durabilidad y estabilidad en comparación con otros ATF.

En este post te hemos hablado del aceite de la caja de cambios, también llamado ATF y sus principales características para que puedas sacar el máximo partido de su uso en el taller.

 

ebook herramientas taller

 

Categorias: Aplicaciones