<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=504381226667916&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

5 vehículos que usaron combustibles poco convencionales

Por Ruta 401

La mayoría de los vehículos actuales usan como combustible gasolina o gasoil, aunque también aumenta cada vez más el número de vehículos que funcionan a través de energía eléctrica. Sin embargo, a lo largo de la historia han existido prototipos que han buscado otras fuentes de alimentación más baratas y/o efectivas, aunque ninguno de ellos ha tenido demasiado éxito hasta el momento. Veamos cuáles son algunos de estos coches que usaron combustibles sorprendentes.

Quant-e-Sportlimousine.jpg

Quant e-Sportlimousine

Es el vehículo que se puede ver en portada. Se trata de un automóvil que funciona mediante agua salada, gracias a un sistema de flujo de electrolitos. Lo más sorprendente de este vehículo no es solo que funcione mediante agua de mar, sino las prestaciones que es capaz de alcanzar mediante este sistema: 920 CV de potencia, para una aceleración de 0 a 100 km/h en 2,8 segundos, una velocidad máxima de 350 km/h y una autonomía de 600 kilómetros. El vehículo está totalmente homologado para circular por carreteras europeas.

Toyota Mirai, Honda FCV

Honda-FCV.jpg

En este caso incluimos dos vehículos que comparten el mismo sistema de combustible: la pila de hidrógeno. Según fabricantes como Toyota, éste es realmente el sistema del futuro, ya que ofrece el doble de autonomía que los coches eléctricos, se recargan en mucho menos tiempo y, además, no se necesitan pesadas baterías, sino que toda la energía se concentra en una pila de combustible central de reducido tamaño. Por contra, no se podrían recargar en instalaciones caseras y, de momento, habría que recurrir a las gasolineras, donde prácticamente no existe este servicio.

Ford Nucleon

ford-nucleon.jpg

Pocas ideas son tan sorprendentes y alocadas como la de un coche propulsado por energía atómica. El Ford Nucleon no pasó nunca de ser un boceto, y quizá fue mejor así. Se trataba de un vehículo que iba a incluir un pequeño reactor impulsado por pequeñas cápsulas de energía nuclear, que le permitiría tener una autonomía de más de 8.000 kilómetros. Eran los años 50, la 2ª Guerra Mundial había terminado y ya se conocía el potencial de la energía atómica, y no solo el potencial destructivo, sino su gran capacidad energética. La principal razón para abandonar el proyecto fue que no se pudieron garantizar las medidas de seguridad necesarias para prevenir las fugas radioactivas.

Evovelo Mö

Evovelo-Mö.jpg

En este caso se trata de una iniciativa española que tiene el honor de ser el primer vehículo nacional propulsado mediante energía solar. El objetivo de este modelo es ser una alternativa a los coches sin carnet estilo Smart. Como vemos en la imagen es un vehículo biplaza, que cuenta además con la particularidad de que los materiales de los que está fabricado se regeneran con el tiempo. Su velocidad máxima es de 50 km/h, su autonomía de uno 70 km. y su precio de 4.500 euros. Se puede conducir sin carnet y tampoco es necesario tener seguro ni pagar impuestos.

La búsqueda de innovaciones en materia de combustibles continúa, aunque parece muy difícil que las energías alternativas puedan desbancar a los combustibles fósiles como el petróleo y el gas GLP, al menos de momento... ¿Qué opinas tú?

tutoriales-centro-de-recursos

Categorias: Curiosidades