¿Por qué el catalizador del coche es tan importante para el medio ambiente?

Por Ruta 401

Cada vez existe más preocupación en lo referente a la contaminación, el cambio climático o el calentamiento global. Muchos de estos problemas son causados por la emisión de gases de efecto invernadero, de los cuales tienen gran culpa los millones de vehículos que circulan en el mundo. Pero, ¿qué tiene que ver todo esto con el catalizador del coche? Enseguida lo descubrimos.

catalizador-coche.jpg

Catalizador de coche: ¿cómo funciona y para qué sirve?

Como resultado de la combustión interna de un motor, se generan gases de escape que incluyen componentes dañinos para el medio ambiente y la salud, como el dióxido de carbono, los hidrocarburos, el monóxido de carbono o el óxido de nitrógeno. Desde hace algunos años, la normativa europea se ha vuelto mucho más estricta en lo referente a las emisiones contaminantes de los vehículos. Es ahí, precisamente, donde radica la importancia del catalizador del coche.

¡Quiero unirme a la RUTA 401!

El catalizador es la parte del vehículo que se encarga de reducir los elementos contaminantes provenientes de los gases de escape. Lo consigue a través de un proceso denominado catálisis, que consiste en una reacción química que provoca la oxidación de los gases nocivos y su transformación en oxígeno, nitrógeno y agua.

La eficacia del catalizador depende de la mezcla de los gases de admisión. Para controlar la calidad de esta mezcla se utiliza la denominada sonda lambda. Esta sonda realiza ajustes constantes en la mezcla de aire y combustible en función de la concentración de oxígeno en el escape.

La sonda lamba se instala en la linea de escape, después del colector. De esta manera, se aprovecha la alta temperatura de los gases de escape, ya que para asegurar el buen rendimiento del catalizador, se necesita una temperatura entre 400 y 700 ºC.

¿Cuándo hay que reparar el catalizador?

El catalizador es uno de los elementos del vehículo que con más frecuencia se sustituye o repara en el taller. Normalmente las roturas en el catalizador vienen dadas por la acumulación excesiva de gases procedentes del escape, los cuales el catalizador ya no puede eliminar.

Esta acumulación de gases puede ser producto de diferentes factores. En el caso de los motores diésel, algunas de las razones pueden ser realizar continuamente trayectos cortos o circular a muy bajas revoluciones. En el caso de los motores gasolina, a estos factores se les puede añadir el mal estado de las bujías.

En cualquier caso, antes de proceder a reparar un catalizador hay que analizar su estado, ya que podría ser necesario sustituirlo completamente. Es importante que el catalizador siempre esté en buen estado, ya que un vehículo con un catalizador defectuoso no pasará las pruebas de emisiones de la ITV.

tutoriales-centro-de-recursos

Categorias: Mecánica